Skip to content

El poderoso telescopio Webb encontró agua en las nubes de este planeta alienígena

15 de julio de 2022
CREDITOS
65 / 100

El poderoso telescopio Web encontró agua en las nubes de este planeta alienígena

Algunos de los descubrimientos más asombrosos realizados por el poderoso telescopio Webb no vendrá de fotos bonitas.

En cambio, el instrumento puede detectar cuáles son las atmósferas de exoplanetas extremadamente distantes, o planetas más allá de nuestro sistema solar, están compuestos. El martes, MACETA reveló que el Telescopio Espacial James Webb había detectado la "firma distintiva de agua" en un exoplaneta nebuloso a 1.150 años luz de distancia.

No es la primera detección de moléculas de agua en otro mundo. Pero el telescopio Webb, construido con un espejo de 21 pies más de dos veces y media más grande que el del Hubble, permite vistas sin precedentes de estos planetas distantes.

"Mientras que el Telescopio Espacial Hubble ha analizado numerosas atmósferas de exoplanetas en las últimas dos décadas, capturando la primera detección clara de agua en 2013, la observación inmediata y más detallada de Webb marca un gran paso adelante en la búsqueda de caracterizar planetas potencialmente habitables más allá de la Tierra". la agencia espacial dijo.

VER TAMBIÉN:
Las primeras impresionantes imágenes cósmicas del telescopio James Webb están aquí

El telescopio Webb está dedicando un tiempo considerable, la friolera de 25 por ciento de su primer año, a observar los cielos de los exoplanetas. Este mundo en particular, denominado WASP-96b, no se parece en nada a la Tierra. Es un tipo de planeta llamado "Júpiter caliente" que no existe en nuestro sistema solar. WASP-96 b es un mundo un poco más grande (aunque menos masivo) que nuestro gigante gaseoso Júpiter que se cierra extremadamente cerca de su estrella similar al sol. Las temperaturas son más calientes que un horno de pizza, superando los 1000 grados Fahrenheit.

Para detectar moléculas, como agua, metano y dióxido de carbono, en planetas distantes, los astrónomos apuntan el telescopio a exoplanetas conocidos en nuestra galaxia, la Vía Láctea. Entonces como Mashable explicado anteriormentehacen algo muy profundamente inteligente:

Esperarán a que los planetas viajen frente a sus brillantes estrellas. Esta luz estelar pasa a través de la atmósfera del exoplaneta, luego a través del espacio y, finalmente, a los instrumentos llamados espectrógrafos a bordo de Webb (una estrategia llamada "espectroscopia de tránsito"). Son esencialmente prismas de alta tecnología, que separan la luz en un arcoíris de colores. Aquí está el gran truco: ciertas moléculas, como el agua, en la atmósfera absorben tipos o colores específicos de luz. "Cada molécula tiene una dieta específica", explicó Néstor Espinoza, investigador de exoplanetas en el Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial, que dirige el Telescopio espacial James Webb.

Entonces, si ese color no aparece en el espectro de colores observado por un espectrógrafo Webb, eso significa que fue absorbido (o "consumido") por la atmósfera del exoplaneta. En otras palabras, ese elemento está presente en los cielos de ese planeta. El espectrógrafo produce líneas (que designan diferentes tipos de luz), no imágenes bonitas; pero es una gran cantidad de información invaluable.

El espectro de luz capturado recientemente por Webb (abajo) muestra que WASP-96 b bloqueó las ondas de luz de las moléculas de agua, lo que significa que hay moléculas de agua presentes en sus nubes espesas y esponjosas.

VER TAMBIÉN:
Ofertas de Amazon Prime Day 2022: AirPods Pro, Roombas, equipo de campamento lideran el camino

longitudes de onda de la luz de un exoplaneta

La composición atmosférica de WASP-96 b, que indica la presencia de agua.
Crédito: NASA/ESA/CSA/STScI

El telescopio Webb Generador de imágenes de infrarrojo cercano y espectrógrafo sin rendija, o NIRISS, capturó estos datos detallados mientras observaba WASP-96b durante poco más de seis horas. Los científicos planetarios están entusiasmados con lo que encontrarán en otros mundos distantes. "Esta observación de NIRISS demuestra que Webb tiene el poder de caracterizar las atmósferas de los exoplanetas, incluidas las de los planetas potencialmente habitables, con exquisito detalle", dijo la NASA.

Los científicos de Webb también planean apuntar el poderoso telescopio a mundos más pequeños, rocosos, quizás similares a la Tierra. Podría haber más de un billones de exoplanetas solo en nuestra galaxia. Pero sabemos muy poco sobre ellos.

"Apenas hemos podido arañar la superficie", dijo Espinoza del Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial a Mashable.

 

65 / 100

%d bloggers like this: